Pan rápido y función de amasado con Thermomix® y TM5.

#Masas, panes y repostería 10 julio 2015

Con Thermomix® y Tm5 podemos amasar panes y masas de todo tipo sin ningún tipo de esfuerzo, algo realmente útil para eso días en los que no tenemos tiempo ni ganas de salir a la panadería o para esas ocasiones en las que se nos presentan invitados y no tenemos pan para la comida.

La función de amasado tanto en Thermomix® como en TM5 se representa con el símbolo Espiga, pero también solemos mezclar antes la harina con los líquidos en velocidades 4-6. Amasar con nuestro Thermomix® y TM5 es de lo más sencillo, sólo tenemos que poner los ingredientes en el orden en que nos lo indique la receta, y una vez listo para el amasado, pondremos el selector en vaso cerrado, programaremos tiempo si nos lo indica la receta y pulsaremos el botón Espiga. Esta función alterna 5 giros de las cuchillas hacia la derecha y uno a la izquierda, del mismo modo que lo hacen las amasadoras profesionales.

El tiempo de amasado dependerá de cada receta pero debemos tener en cuenta que en las masas que lleven levadura de panadería, cuanto mayor sea el tiempo de amasado mas fina y rica quedará la masa. A la hora de seguir la receta debemos tener en cuenta que las cantidades de harina son orientativas, ya que cada harina es diferente, por eso tendremos que observar nuestra masa al acabar el amasado y añadir un poco más de agua en caso de que haya quedado desmigada, es decir, en pequeñas bolitas, o añadir un poco más de harina si se queda demasiado pegajosa y no se puede trabajar con ella.

Para limpiar el vaso después de preparar una masa, no hay nada más fácil que poner un poco de agua y unas gotitas de jabón y hacer un "centrifugado" con uno o dos golpes de Turbo en Thermomix® , y programando Turbo durante 2 segundos en TM5, de esta manera las cuchillas quedarán libres de restos.

Pan rápido y función de amasado con Thermomix® y TM5.

Ahora vamos a enseñaron una receta de pan rápido que puede sacaros de más de un apuro y que tiene un sabor de lo más rico. Su preparación es muy sencilla, sólo necesitamos:



  • 250 gr de agua.

  • 20 gr de aceite de oliva.

  • 20 gr de levadura prensada de panadería.

  • 500 gr de harina de fuerza.

  • 1 cucharadita de sal.



  1. Lo primero que haremos será poner en el vaso del Thermomix® o TM5 el agua, el aceite y la levadura y templar durante 1 minuto, 37º, velocidad 2.

  2. Ahora añadimos la harina y la sal y mezclamos 15 segundos en velocidad 6.
    Una vez acabado el tiempo cerramos el vaso y programamos 2 minutos pulsando el boton Espiga.


  3. Sacamos la masa del vaso y le damos forma de bola aplastándola un poco, hacemos cortes en la superficie, untamos con un poco de aceite y espolvoreamos con harina. Ponemos la masa dentro de una bolsa de hornear a la que habremos untado un poco de aceite en su interior, cerramos la bolsa y metemos el pan en el horno frío.

  4. Este pan parte desde frío, ya que esto es lo que facilita su fermentación, por lo tanto no es necesario precalentar el horno. Horneamos a 200º hasta que esté dorado, suele ser en torno a unos 45 minutos aunque esto depende de la potencia del horno, por lo que es necesario vigilarloy ajustar el tiempo.

  5. Una vez listo lo sacamos del horno y de la bolsa y lo dejamos enfriar sobre una rejilla.