Tarta de queso y chocolate blanco con Thermomix®

#Postres y dulces 20 octubre 2014

Tarta de queso y chocolate blanco con Thermomix®

No lo puedo negar, soy golosa por naturaleza y la respostería me ha encantado toda la vida, comerla es un placer y prepararla desde que tengo mi thermomix son todo facilidades.  Tartas, rosquillos, brioches, hojaldres, donuts..., y todo lo que podáis imaginar.  Ya se acabaron los tiempos en los que tenía que usar tropecientos cacharros y poner la cocina patas arriba.  Esta es una tarta rápida que no necesita horno y cuya receta me ha facilitado una clienta y amiga, que al igual que yo, tiene vena repostera.  Gracias a Virginia Guzman, porque este fin de semana la preparo seguro.

Si queréis ver una demostración de Thermomix® y prepararla conmigo no tenéis más que contactarme.

¡Espero que os guste!

Ingredientes:

  •  40 gr. de mantequilla a temperatura ambiente

  •  Un paquete de galletas tipo maría

  •  250 gr. de queso de untar

  • 150 gr. de chocolate blanco

  • 130 gr. de azúcar

  • 550 ml. de nata para montar

  •  200 ml. de leche

  • 1 sobre y medio de cuajada en polvo


Preparación:

  1. Echamos la mantequilla en el vaso junto con las galletas y pulverizamos 15 segundos del 5 al 10 progresivo.   Si la galleta no queda suficientemente humedecida se puede añadir algo de leche. Remover hasta conseguir una pasta. Cubrir la base del molde desmontable con la mezcla y meter en el frigorífico mientras hacemos el resto de la tarta.  (Si queremos que la base quede más crujiente podemos hornear unos minutos.)

  2. Poner el resto de los ingredientes en el vaso de la Thermomix® y programar 9 minutos, 100º, velocidad 3.

  3.  Echar la mezcla en el molde, encima de la base de galleta, con cuidado de que no caiga muy deprisa y se deshaga la galleta (quedarían grumos en la tarta). Dejar que temple y meter en el frigorífico unas horas.  El resultado es mucho mejor de un día para otro.  Cuando esté cuajada decoramos al gusto.


Nota:  Si ponemos en la decoración galletas, o virutillas de colores mejor al servir, ya que con el frío se pueden derretir y/o ablandar.