Donuts Caseros

#Postres y dulces 27 enero 2015

Donuts Caseros

 

¡Los Donuts! Esponjosos, sabrosos y ahora hechos en casa. Con estos si  que vais a tener un día redondo :D Son tan fáciles, que los puedes preparar con antelación y hasta congelar, siempre que no vuelen de la cocina. Es muy importante que pongáis la glasa porque mantienen la humedad y aguantan más tiempo, y si no, a un tupper hermético y a la nevera o se secarán. Han salido 18 donuts caseros.

Si los congelas y te entra antojo de Donuts, solo tendrás que sacarlos del congelador unos 30 minutos antes de comer y estarán como recién hechos. No es el plan más light de desayuno pero ten en cuenta que no llevan ni conservantes, ni colorantes… están hechos en casa con ingredientes normales.

Para los Donuts:

  • 250 gr de leche entera

  • 4 semillas de cardamomo

  • 300 gr de harina de trigo

  • 200 gr de harina de fuerza

  • Una pizca de sal

  • Ralladura de una naranja

  • Ralladura de medio limón

  • 25 gr de levadura fresca de panadería o 3,3 gr de levadura deshidratada de panadería.

  • 100 gr de azúcar blanquilla

  • 1 chorrito de Brandy

  • 85 gr de aceite de girasol

  • 5 yemas de huevo




  • Para la fritura:

  • Aceite de girasol que no aporta sabor

  • Una sartén




  • Para el glaseado de limón:

  • 200 gr de azúcar glas

  • 30 gr de agua con unas gotitas de zumo de limón o al gusto




  • Útiles de cocina:

  • Un rodillo de cocina

  • Un paño de cocina

  • 2 aros de diferentes diámetros para cortar los donuts (parte exterior y centro)


Preparación:


  1. Pesa en un bol la leche. Vierte parte de esa leche en un vaso -con 40ml llegará-, caliéntalo bien en el microondas y vierte las semillas de cardamomo machacada o un poco abierta para que infusione e impregne la leche con su sabor. Reserva.


  2. Pon en el vaso la harina de trigo, la harina de fuerza, la pizca de sal, las ralladuras de naranja y limón y programa 30 segundos en velocidad 5-10. Retira y reserva.


  3. Vierte la leche en el vaso vacío, también la leche que estaba infusionando el cardamomo colándolo previamente para retirar las semillas. Añade la levadura, el azúcar, el chorrito de brandy y el aceite, y programa 1 minuto, 37ºC, velocidad 2.

  4. Incorpora las yemas de los huevos y mezcla 10 segundos en velocidad 4.

  5. Vierte la harina. Mezcla 15 segundos en velocidad 6 y programa vaso cerrado, 2 minutos, velocidad espiga.


  6. La mesa quedará un poco pegajosa, pero no pasa nada, mejorará tras el leudado. Prepara un bol untando con un poco de aceite de girasol, vierte la masa dentro, tapa la parte de arriba con film transparente tocando la masa y deja que doble su volumen reposando al menos 1 hora en un lugar cálido libre de corrientes.

  7. Cuando haya doblado su volumen, prepara la encimera vertiendo un poco de harina de trigo -para que la masa no se pegue-. Estira con la ayuda de un rodillo y deja la masa con un grosor de 1 cm. Usa los aros para cortar y darles forma a los donuts. Reserva encima de una superficie enharinada o un silpaf -lámina de silicona- para que una vez que leuden no se peguen a la base y podamos levantarlos perfectamente sin deformarlos. Deja leudar de nuevo cerca de 1 hora, y sepáralos porque crecen mucho. Deberán estar tapados con un paño limpio de algodón.


  8. Pon abundante aceite de girasol en la sartén y fríe a temperatura media los donuts, a esta temperatura no se tostarán mucho y quedarán más bonitos. Es mejor que empieces a freír por la base donde estaban apoyados, porque al darles la vuelta controlarás mejor el punto de dorado por el lado "perfecto".


  9. Para el glaseado de limón: Pon en el vaso limpio el azúcar glas y el agua con unas gotas de zumo de limón -ajusta la intensidad de sabor a tu gusto o no se lo pongas-. Mezcla 10 segundos en velocidad 3, para la máquina y mezcla con la espátula para que todo se una bien. Vuelve a mezclar 10 segundos en velocidad 3. El resultado es una glasa cremosa y "densa". Si te pasas de gordita se arregla añadiendo unas gotitas de agua si te queda demasiado liquida añade azúcar glas. Pincela cada donut recién frito y espera a que seque antes de comer, guardar o congelar :D


 Notas:

-Para dar forma a los Donuts: He probado a hacer tiras de masa y enrollar los donuts, cortarlos con una taza y hacerles el agujero con las manos, etc… como mejor quedan es recortando con aros para dar la forma perfecta, ya que así quedan por igual y quedan como los comprados.

-Las semillas de cardamomo: tienen en su interior unas bolitas. No hace falta que las quites para infusionar con la leche, con que rompas o machaques la semilla para que el interior quede expuesto, es suficiente. Mezcla con la leche hirviendo o muy caliente y tras reposar unos minutos, cuela. El cardamomo tiene un sabor muy especial. En esta receta usamos poca cantidad porque no a todo el mundo le gusta como queda. Si te gusta con más cantidad, auméntala a tu gusto. Si no es de tu agrado, puedes no ponérselo.

-Para freír: Usa aceite de girasol que no aporta sabor. El fuego debe estar a nivel medio o se tostarán mucho por fuera y estéticamente quedarán más feos, pero ademas pueden quedarte crudos por dentro. Así que despacio y buena letra. Recuerda empezar la fritura por la base ya que además hinchan al freírse y crecen u poco. Luego le das la vuelta y haces un tostadito ligero por encima. Se podrían hacer en el horno, pero quedarían más bollo que donut.

-Para el glaseado: Hemos hecho una mezcla de azúcar glas con agua y unas gotas de limón, pero puedes hacerlo igual usando en lugar de agua, 1/2 clara de huevo batida, azúcar glas y unas gotas de limón.

-Conservación: Los Donuts se van resecando en contacto con el aire, por eso es muy importante ponerles el glaseado o el almíbar. Les va a ayudar a conservarlos y les aportan humedad. No hay ni punto de comparación os lo aseguro, es imprescindible hacerlo.  Puedes consumirlos en 3 días o congelarlos una vez fritos. Si los congelas en film transparente recuerda sacarlo 1 horas antes de consumir.

-TRUCO: Si quieres probar si tu levadura funciona, pesa todos tus ingredientes de la receta previamente y pon en un vaso un poco de leche, un par de cucharadas de harina y la levadura… espera unos minutos a ver si esta va subiendo y la levadura hace efecto. Si ves que crece es que tu levadura funciona y puedes seguir con la receta. Añade este “pie” al resto de la receta cuando estés mezclando todo.

 

Que los disfruteis!!